Créele a Dios

¡Ten Fe en Dios!

La fe no debe tener marcos de referencia.

Constantemente limitamos nuestra fe en Dios a lo que hemos visto en otras personas. Decimos, “si Dios lo hizo con X, entonces lo puede hacer conmigo”.

Cuando Dios le habla a Abraham, tuvo que llevarlo afuera y mostrarle las estrellas y la arena, porque lo que Dios iba a hacer con él no tenía marco de referencia.

Es interesante que con todo y eso Dios se encuentra con nosotros en el lugar que establecemos para encontrarnos con él.

La mujer del flujo dijo, si toco su manto. Tomás dijo, si no lo veo y meto mi dedo en las heridas. Pero el centurión le dijo a Jesús, no te voy a poner limitaciones, solo di la palabra y sé que será hecho.  Esto nos muestra debemos tener depositada nuestra fe en Dios por encima de lo que podamos ver o entender.

La palabra enseña que Dios tiene cosas preparadas que ojos aún no han visto.

El gran enemigo de la fe es la vista. Por eso debemos declarar que “caminamos por fe no por vista”. Recuerda que la fe es la certeza de las cosas que no podemos ver.

Así lo expresa la palabra:  “Así que no miramos las dificultades que ahora vemos; en cambio, fijamos nuestra vista en cosas que no pueden verse. Pues las cosas que ahora podemos ver pronto se habrán ido, pero las cosas que no podemos ver permanecerán para siempre.”

¡Ten fe en Dios y créele!

 

Comments

comments

tony@lopezpagan.com'

Tony López Autor